Viaje seguro: ¡mejor prevenir que lamentar!

Los viajes son una oportunidad para desconectarse de la rutina diaria, conocer nuevos sitios y tener experiencias fuera de lo cotidiano. Ya sea que lo haga por placer o por negocios, es importante que viaje seguro desde o hacia Honduras, cerciorándose de las condiciones del ambiente en el que incursionará.

Esto incluye estar enterado de situaciones que pueden ser riesgos de salud, conocer las medidas que debe de tomar antes de viajar y empacar los artículos necesarios para su bienestar. También aplica a restricciones que manejan las aerolíneas y aduanas de diferentes países para permitirle un vuelo placentero e ingreso sin trabas a su destino. No hay nada peor que comprar un pasaje e ilusionarnos con un viaje que no podremos realizar por un detalle que se nos haya escapado.

Fotografía de: Daniel Kwok.

 

Cumpla con requirimientos de ingreso al país destino

Asegurese de estar al día con sus vacunas generales (varicela, tétano e influenza, entre otros), así como recibir las necesarias para poder ingresar a su país de destino (entre ellos, tifoidea, hepatitis, rabia).

Fotografía de: Brian Hoskins.

En el continente americano, deberá vacunarse contra la fiebre amarilla si viaja hacia Honduras proveniente de: Panamá, Trinidad y Tobago, Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia, Ecuador, Guyana Francesa, Guyana, Perú, Surinam, Venezuela y Paraguay.

Lo mismo aplica si visita Honduras desde Angola, Benin, Burkina, Faso, Burundi, Camerún, República Central de África, Chad, Congo, Guinea Ecuatorial, Etiopía, Costa de Marfil, República Democrática del Congo, Gabón, Gambia, Ghana, Liberia, Mali, Mauritania, Guinea, Guinea Bissay, Kenya, Nigeria, Sierra Leona, Senagol, Somalia, Sudan, Tanzania, Uganda, Nigeria, Rwanda, Santo Tomé Príncipe y Togo. (Fuente: Aeropuertos de Honduras

 

Conozca los riesgos de salud

Evite las picaduras de mosquitos. Empaque repelente de insectos y vista de manera apropiada para las zonas que visitará (por ejemplo, camisas manga larga y pantalones si planea hacer senderismo y otras actividades en el bosque). Su doctor podrá recomendarle tomar medicamentos anti-malaria antes y durante su estadía en el país.

Empaque repelente de insectos y vista de manera apropiada para las zonas que visitará.

Guarde su distancia con los animales, que pueden ser portadores de todo tipo de enfermedades que se transmiten de maneras diferentes. Evite el contacto y en caso de suceder, trate mordeduras o rayones de inmediato y busque asistencia médica de ser necesario.

Prevea situaciones posibles. Si padece de alguna enfermedad que requiere de tratamiento, asegúrese de empacar en su equipaje de mano sus medicamentos debidamente etiquetados, con receta y carta médica. Igualmente, porte identificación que contenga datos importantes como su tipo de sangre, alergias a medicamentos y condiciones preexistentes.

Procure cargar un botiquín con materiales básicos (como antihistamínicos, gel desinfectante, analgésicos, anti-inflamatorios y otros).

Si maneja seguro médico internacional, conozca los lineamientos y políticas con antelación y porte todos los documentos requeridos en caso de necesitar utilizarlo.

 

Cuide su alimentación

Parte de la aventura de un viaje es probar platillos nuevos, conocer las bebidas tradicionales y comer como lo hacen los locales. Sin embargo, si se lanza a esta aventura culinaria, procure hacerlo con precaución.

Parte de la aventura de un viaje es probar platillos nuevos, conocer las bebidas tradicionales y comer como lo hacen los locales. Sin embargo, si se lanza a esta aventura culinaria, procure hacerlo con precaución.

Las enfermedades estomacales se pueden manifestar por una mala dieta durante el viaje, por la manera en que son sazonados los alimentos, por consumir productos preparados de manera inadecuada, por beber agua que no ha sido purificada, por no poner en práctica buenos hábitos (como lavarse bien las manos antes de comer) o simplemente como reacción del cuerpo al cambio de ritmo.

Ponga en práctica el buen juicio: si un establecimiento no parece tener las condiciones de higiene adecuadas, si siente algo de duda o desconfianza del proceso de preparación de los alimentos, si presiente que algo le puede hacer daño: evitelo. Puede buscar opciones que encajen dentro de su dieta y requerimientos y al mismo tiempo representen la gastronomía local.

En fin, espere lo mejor de la experiencia, pero prepárese para lo peor. Consulte con un médico qué medicamentos puede cargar dentro de su botiquín para tratar diferentes síntomas y malestares. Investigue los centros de atención médica en la zona. Coma con gusto, pero con prudencia.

 

¡Disfrute su viaje seguro!

 

1 de 1

¡También le podría interesar!

Deja un comentario