¡Feliz Día del Niño!

La idea de festejar el Día del Niño surgió en 1954, cuando la Asamblea General de la ONU se reunió en Suiza para reafirmar los derechos universales de los infantes. El día oficial para la celebración mundial se estableció el 20 de noviembre, fecha en que se llevó a cabo la sesión en 1954, se dedicaría “a la fraternidad y a la comprensión entre los niños del mundo entero y se destinaría a actividades propias para promover el bienestar de los niños del mundo”.

El 10 de septiembre se celebra en Honduras el Día del Niño, conmemorando los derechos universales de los infantes y adolescentes.
El 10 de septiembre se celebra en Honduras el Día del Niño, conmemorando los derechos universales de los infantes y adolescentes.

Honrando esta fecha, la Asamblea aprobó también la Declaración de los Derechos del Niño en 1959 y la Convención sobre los Derechos del Niño en 1989.

 

En Honduras

Sin embargo, cada país también ha definido un día especial para festejar y organizar diversas actividades recreativas para los menores y en Honduras es el 10 de septiembre.

En las celebraciones hondureñas, los niños reciben regalos y sorpresas. En las escuelas, así como a través de diferentes organizaciones, se realizan diversas actividades para conmemorar el día, como festivales o salidas a lugares de esparcimiento.

Para el pleno y armonioso desarrollo de su personalidad, un niño necesita amor y comprensión... deberá crecer al amparo y bajo la responsabilidad de sus padres... en un ambiente de afecto y seguridad moral y material. Convención sobre los Derechos del Niño.
Para el pleno y armonioso desarrollo de su personalidad, un niño necesita amor y comprensión… deberá crecer al amparo y bajo la responsabilidad de sus padres… en un ambiente de afecto y seguridad moral y material. Convención sobre los Derechos del Niño.

Los derechos de todo niño

Entendiendo por niño o niña a toda persona menor de los dieciocho años, el Código de la Niñez y la Adolescencia de Honduras reafirma y asegura los los derechos de todo niño: derecho a la vida, a la salud, a la seguridad social, a la dignidad, a la libertad personal y de expresar sus opiniones.

Todo infante o adolescente también tiene derecho a la nacionalidad, a la identidad, al nombre y a la propia imagen, así como a la educación, a la cultura, al deporte, a la recreación y al tiempo libre, al medio ambiente y los recursos naturales, y a la familia.

 

Velar por los derechos es responsabilidad de todos

El rubro del turismo también reconoce su responsabilidad con la juventud del país; usted podrá identificar los hoteles que se solidarizan con la protección de la infancia a través de programas como Hoteles Amigos de UNICEF. Las empresas del sector turístico son actores sociales que pueden colaborar en  programas de protección y defensa de los derechos de los niños, como lo hacen hoteles como Casa del Arbol en San Pedro Sula.

 

 

 

 

1 de 1

¡También le podría interesar!

Deja un comentario